Skip to content

Pauline: Disfrutar de Goslar como la vida misma

Como respuesta a mi artículo acerca de las montañas del Harz tan cercanas a Hannover, Lorena, redactora del Hay Plan, decidió visitarme espontáneamente y aparte de pasear un montón por los bosques y lagos, fuimos a sacar fotos a Goslar, para tener algo más que mostrar sobre este lugar.

Goslar, ciudad declarada por la UNESCO “Patrimonio de la Humanidad”, es conocida por su pasado vinculado con la minería y la realeza, donde destaca el palacio imperial Kaiserpfalz, el cual data del año 1000 d.C.

Foto: Pauline Hebel

La visita a Goslar comienza en la Plaza del Mercado, adornada bellamente por el edificio en estilo gótico de la Municipalidad, un hotel -antigua sede del gremio de comerciantes- y el edificio que alberga el carillón, acompañado de figuras que relatan la historia minera de la zona, y que tiene la fachada de laja de pizarra.

Foto: Pauline Hebel
Más allá puedes subir una de las torres desiguales de la iglesia del Mercado St. Cosmas y Damian, y admirar la ciudad desde arriba. Caminar por las calles adoquinadas de Goslar da la sensación de haber vuelto al pasado. Las casas de paredes entramadas (Fachwerkhaus) te dan la bienvenida. Una de ellas es la casa de la famosa familia Siemens… si, ésa misma ;-)…
Foto: Pauline Hebel

La próxima parada es el yacimiento de minerales varios, Rammelsberg, el que, luego de 1000 años de explotación, en 1988 ceso su actividad para ser transformado en un museo. Una visita al interior de la mina constituye una obligación 🙂

Después de tanto caminar, seguro que tienes hambre y sed. Te recomiendo entonces volver al centro y disfrutar de alguna especialidad de la zona acompañada de la cerveza típica de Goslar: Gosebier. ¡Prost!

Textos: 
Pauline Hebel
Foto de portada: michael.berlin

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerkenMerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

MerkenMerken

Be First to Comment

Deja un comentario